Author: Blanca
•9:03

Pues pasaría que se podría gobernar sin la, a veces, pesada losa de las exigencias pintorescas de algunos.


A por una mayoría suficiente, que solo se conseguiría con esa participación.
|
This entry was posted on 9:03 and is filed under . You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0 feed. You can leave a response, or trackback from your own site.

7 comentarios:

On 10 de enero de 2008, 19:10 , animalpolítico dijo...

Yo también, gracias a Maripuchi, me he sumado a la idea. No sé qué podremos hacer. Pero haremos lo que se pueda.

 
On 10 de enero de 2008, 20:08 , txantxangorri dijo...

Es curioso el afán de los dos partidos mayoritarios, sus medios afines y sus seguidores por soñar con mayorías absolutas y por entender los procesos de negociación política como cesión siempre del más fuerte al más débil.

Así la historia de david y goliat es como la noticia del hombre que muerde al perro.

Y en ello parecen estar de acuerdo ambas fuerzas mayoritarias, como si no bastara con la ley d'hont. Fantástico punto de encuentro.

Ahora bien, sinceramente, entre el gobierno de Aznar de mayoría absoluta (votado por casi 10 millones de personas), y el de Zapatero sustentado por partidos que juntos suman más de 15 millones de votantes, me quedo, sin dudarlo con el segundo; porque representa muchas más sensibilidades. propias y ajenas.

Igualmente prefiero un Rajoy gobernando en coalición bajo el sustento de 15 millones de votos (aunque no lo desee), que una mayoría de Zapatero de 10 millones.

Así a botepronto.

Recuerdo las pasadas elecciones americanas, lo importante que era que no ganará Bush y no encuentro la lógica de preferir otorgar carta blanca a cualesquiera presidente.


Más: Las negociaciones se ven como cesión, cesión y cesión. Y siempre cede el otro partido, no el de uno claro (en clave PP, PSOE).

¿Y no podría ser, se me ocurre, que en ocasiones los pequeños cambian un puñado de votos por conseguir aquello que les corresponde en derecho y que el grande, con todo su poder, solo otorga para mantenerse?

¿Tan poca confianza tienen unos y otros en Rajoy y Zapatero, respectivamente?

¿pecaba de Aznar al recibir a Arzallus en la moncloa y hablar catálán en la intimidad?

El argumento no ha de ser mayoría absoluta o cesión.

Abogo por la negociación y el diálogo permanente.

El problema raiz es no aceptar que España es plural y que los nacionalismos, gusten o no, existen periféricos como existe el español.

Constatar que ambos nacionalismos llegan a acuerdos debería ser aplaudible, hasta políticamente pedagógico, nunca denunciable que es como faltar al respeto al que no piensa como tú.

Luego están los que proponen "la gran coalición" PP-PSOE contra la ruptura del estado. Si se diera el caso ¿para qué votar?

saludos y mejores deseos.

 
On 10 de enero de 2008, 20:11 , Antonio Parra dijo...

Blanca, de nosotros depende llegar a esa participación del 80%. La idea de la "Sombra de Aznar" ha sido buena. Ahora hace falta que se multiplique. Mi próxima entrada será para este proyecto que debemos convertirlo en realidad el día 9 de Marzo.
Un beso Negra.

 
On 10 de enero de 2008, 21:06 , Blanca dijo...

txantxangorri, yo no quisiera una mayoría absoluta ni de los míos, pero discúlpame, tampoco me gustan los nacionalismos, la primera que no soy nacionalista española soy yo, así que lo único que quisiera sería una mayoría lo suficientemente confortable como para no depender de las ocurrencias de esos nacionalismos periféricos, que sí, ya sé que existen, pero no me gustan, qué le vamos a hacer.

Mi ideal sería una mahyoría de izquierdas, PSOE-IU y a ver si se consigue. De nosotros depende, de ir a votar todos los progresistas para que no vuelva "ESTE" PP, porque son nefastos. Si un día son capaces de cambiar esos líderes casposos, tal vez no diría lo que digo, pero hoy, con Aznar de ideólogo y con los Zaplana, Acebes, Pujalte y demás familia, ¿qué quieres que te diga? Acaban con la democracia, pero de verdad de la buena.

Antonio, animal, hay que conseguir que haya la menor abstención posible por parte de la izquierda, porque todos sabemos que la derecha vota siempre, aunque a algunos no les guste muchas de las cosas que hacen y dicen... Por ejemplo... ¿qué opinarán muchos de lo que ahora Rajoy asegura de que no va a tocar ninguna de las leyes sancionadas en esta legislatura? ¿Será entonces bueno el aborto, el divorcio exprés, y todo lo demás por lo que se han manifestado?

Además, solo de pensar en la última ocurrencia de ese gran líder, de que va a crear el Ministerio de la familia... me sale sarpullido por todo el body...

 
On 11 de enero de 2008, 10:13 , txantxangorri dijo...

entiendo lo del sarpullido, no eres la única... pero hay que contenerse, respirar tranquilos y confiar en la democracia.

"... tampoco me gustan los nacionalismos...".
- Me parece perfecto, genial.

Ahora bien... ¿son tan malos?
¿tienen tanta fuerza como para "gobernar" ellos sobre las mayorías? Creo que no, honestamente que no y lógicamente que no. De ahí que no entienda tanta demonización.

Sobre ello dejé una entrada en mi blog.

un saludo

 
On 11 de enero de 2008, 10:25 , animalpolítico dijo...

En parte estoy con Txantxangorri. A mí todo nacionalismo (el de Aznar, el de Ibarretxe, el de Carod o incluso el de Bono) me parece una doctrina política ajena a mí. Yo creo en la persona, no en la etnia.

En cualquier caso, creo que el nacionalismo democrático (otra cosa es el violento) merece todos los respetos. Es una opción política que prefieren centenares de miles de ciudadanos españoles (o del estado español, si así lo prefieren llamar, a mí esto me da igual).

Pero estoy de acuerdo con Txantxangorri, fundamentalmente en que es falso eso de que las minorías nos gobiernan. El poder que tiene Carod o ERC no es el que dice Miguel Ángel Rodríguez o Losantos. No "dependemos" de ellos tanto.

Para gobernar, si la mayoría es simple, hay que pactar con alguna fuerza nacionalista. De lo que dependemos es de nuestra capacidad para lograr la estabilidad sin que el programa de gobierno sea el de ellos.

Zapatero ha hecho esto bastante bien. Y tiene mérito considerando la actitud cambiante y caprichosa de ERC, por ejemplo. Ahora se andan rasgando las vestiduras como defensores de un Estatut para el que pidieron el voto negativo... De risa.

El PP venderá que ha conseguido los apoyos dándoles todo lo que querían. Pero no es así. Ha habido cesiones, pero tiene que haberlas. De eso va la democracia. Pacto contigo si tienes en cuenta mis opiniones y aspiraciones en un grado semejante a mi fuerza parlamentaria.

¿No se apoyó el PP en el PNV y CIU entre 1996 y 2000? ¿No era mejor aquel PP que el de la mayoría absoluta? Para mí, sí. ¿Estaba en manos de los nacionalistas? No. Cedía algo a los nacionalistas. Como habían marcado las urnas que debía hacer.

¿No creéis?

 
On 11 de enero de 2008, 11:43 , Blanca dijo...

No os digo que no tengáis razón, que la tenéis. No es demonizar el nacionalismo, porque en el fondo me dan igual, cada uno puede sentir lo que quiera, aunque yo no comprenda esa estrechez de miras.

Que muchas veces son inconsistentes, pues sí, porque hoy dicen so y mañana arre, como el bobo de Carod o como Ibarreche que tambien habla según como sople el viento y así es difícil llegar a compromisos, aunque Zapatero sea un gran político y haya sabido llevar esos apoyos más o menos bien, aún reconociendo la dificultad de consensuar según qué cosas. También digo que son mejores socios que otros que durante esta legislatura se ha visto el grado de deslealtad que han practicado en temas de Estado, paradigma de lo que un partido político no debería hacer jamás y es manejar según qué temas electoralmente. De ésto pueden dar varios máster el PP y sus dirigentes, con lo que han enseñado su auténtica catadura y la nula confianza que me inspiran, ya no hablo como opositores, sino como dirigentes de un hipotético gobierno salido de las urnas.